Con De Angeli i rossoneri s’imposero 2-0 con la Spal